La vasectomia como se realiza.

La vasectomía consiste en un pequeño corte y oclusión, o taponamiento de los conductos deferentes, los cuales forman parte de la vía por donde circulan los espermatozoides desde su formación en el testículo hasta la uretra.

Con la vasectomía se evita que el líquido seminal lleve espermatozoides. Se practica con anestesia local. Se hace una incisión en el escroto, que es la bolsa de piel que cuelga delante de la pelvis, se corta el conducto deferente y se ocluye mediante electrocoagulación, el extremo que se dirige hacia la uretra.

El extremo que se dirige hacia el testículo normalmente se deja libre. Ambos extremos se dejan en diferentes planos con el fin de evitar su unión. La operación dura aproximadamente quince minutos y el paciente continúa con su vida normal. Después de la operación, la cantidad de líquido seminal es la misma, gracias a que éste se origina en las vesículas seminales, que no son tocadas.

La vasectomía no influye en la producción de espermatozoides, puesto que éstos se originan en los testículos. Como no se expulsan durante la eyaculación, se acumulan en el epidídimo, que es un tubo en espiral, y se desintegran poco a poco. En relación con la función sexual, el rendimiento es el mismo, debido a que los testículos continúan produciendo la testosterona, la hormona masculina. Los médicos recomiendan emplear suspensorios al menos durante una semana después de la intervención para evitar que los testículos cuelguen.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

 
Salutip © 2008 - 2015 | Plataforma Blogger | Política de privacidad | Volver arriba